Schneiderman Anuncia El Arresto De Dos Farmaceuticos Acusados De Robar Mas De $500,000 Al Medicaid

Los dos farmacéuticos enviaban ilegalmente facturas al Medicaid a través de otra empresa después de que las farmacias se le había prohibido hacer negocios con el programa

Schneiderman: Mi oficina usará todas las herramientas, incluyendo sometimientos criminales, para eliminar el desperdicio, el fraude y abuso en el Programa Medicaid

 

PEARLRIVER - El Fiscal General Eric T. Schneiderman anunció hoy el arresto y sometimiento judicial de dos farmacéuticos del Condado de Rockland, acusados ​​derobar más de $500,000 del programa de Medicaid del Estado de Nueva York.  De acuerdo a los cargos presentados hoy en la Corte del Condado de Rockland, New City, Nueva York, Shaheen Begum, de 57 años, de la ciudad de Nueva York y Syed Rahman, de 62 años, de Briarcliff Manor conspiraron para usar la farmacia Rahman para facturar al programa de Medicaid por medicamentos dispensados por Begum después de que la Farmacia Begum Kwik Aid fue excluida por el Estado para hacer negocios con el Medicaid. Los acusados ​​se enfrentan apenas de hasta 5 a 15 años si son declarados culpable de los cargos de Robo en Gran Cuantía en el Segundo Grado.

Además de acusar a Rahmany Begum como individuos, la oficina del Fiscal General también presentó cargos contra sus farmacias: Farmacia Kwik Aid, Inc., de New City, Haverstraw Pharmacy Inc. de Garnerville, y Prescription Plus Corporation, en Briarcliff Manor.

"Mi oficinatiene cero tolerancia para los farmacéuticos que estafan a los contribuyentes al defraudar al programa de Medicaid de Nueva York", dijo el Fiscal General Schneiderman. "Cuando los operadores inescrupulosos estafan el sistema, están robando a los contribuyentes y amenazando a los programas que están destinados a proporcionar servicios esenciales de salud para personas de bajos ingresos y sus familias. Mi oficina utilizará todas las herramientas a nuestra disposición, incluido el sometimiento criminal, para eliminar el desperdicio, el fraude y el abuso en el programa de Medicaid del Estado ".

En enero de 2008, la agencia estatal que regula las farmacias de Nueva York determinó que ambos Shaheen Begum y Farmacia Kwik Aid fueron culpables de mala conducta profesional. Además, fueron también expulsados del programa Medicaid. Esta exclusión de Medicaid prohíbe a Begum o Farmacia Kwik Aid servir a los pacientes de Medicaid o la búsqueda de pago de Medicaid.

En lugar de cumplircon la sanción, Begum conspiró con Syed Rahman, el dueño de la farmacia Prescription Pluspara presentar las solicitudes de pago con el número de proveedor de Medicaid de Prescription Plus  para las recetas que Begum continuó despachando y  procesaba en Kwik Aid. Begum y Rahman involucraron en el mismo esquema la Farmacia Haverstraw, que también era operada por Begum y que nunca había sido aprobada como un proveedor de Medicaid. Este esquema costó más de $500.000 en las recetas que se pagaron indebidamente por Medicaid.

En 2011, el Fiscal General Schneiderman lanzó una importante iniciativa para reforzar la Unidad de Control contra el Fraude de Medicaid (MFCU) de la Fiscalía General  y creó una Oficina de Protección del Contribuyente para acabar con el fraude. Sin costo alguno para los contribuyentes, Schneiderman añadió docenas de nuevos fiscales, investigadores y auditores al equipo encargado de investigar, sancionar y enjuiciar a individuos y empresas responsables de esquemas de facturación indebida o fraudulenta al Medicaid.

Una agenciade generación de ingresos que recupera dinero de los contribuyentes a través de exitosos procedimientos contra el fraude, el MFCU utiliza un enfoque basado en el trabajo en equipo para identificar e investigar los fraudes cometidos por los hospitales, hogares de ancianos, farmacias, médicos, dentistas, enfermeras, y otras entidades de atención de salud que facturación del al Programa de Medicaid por sus servicios. En los últimos dos años, MFCU ha sometido a decenas de profesionales de la salud y corporaciones, incluyendo médicos, farmacéuticos y enfermeras, por estafar al programa Medicaid y ha recuperado más de $ 478 millones en dinero robado a los neoyorquinos.

El caso estásiendo procesado por el Asistente Especial del Fiscal General William McClarnon de la Unidad de de Control de Fraude de Medicaid, bajo la supervisión de la Directora Regional Jardine Anne, la Vice Fiscal General Especial Mónica Hickey-Martin y la Fiscal General Ejecutiva Adjunta para la Justicia Penal ,Kelly Donovan.

La investigación fue dirigidapor el Investigador Superior Especial Frank DiChiaro, bajo la supervisión del Supervisor Investigador Especial Paul Greenspan y el Jefe Investigador Thaddeus Fisher, y el Auditor Especial Investigador Asociado Jean Moss y el Auditor Especial Investigador David Lee, bajo la supervisión del Jefe Regional Auditor John Regan .

Loscargos presentados en este caso son acusaciones. Los acusados ​​son considerados inocenteshasta que se demuestre su culpabilidad en un tribunal de justicia.

Groups audience: 
sitemap Intergov foil PressOffice RegionalOffices SolicitorGeneral AppealsandOpinions ConvictionBureau CrimPros OCTF MFCU PublicIntegrityInvestigations TaxpayerProtection Antitrust ConsumerFrauds Internet InvestorProtectionRealEstateFinance CharitiesCivilRightsEnvironmentHealthCareLaborTobaccoCivilRecoveriesClaims Litigation RealPropertySOMB Budget LegalRecruitment Human Resources Bureau home oaghome contact private policy disclaimer